Análisis Final Fantasy XV

Título: Final Fantasy XV                                 Plataformas: PlayStation 4, Xbox One

Género: RPG                                                Distribuidora: Koch Media

Muchos quizás no lo sepan, pero allá por el 2006, Squarenix anunció el cominezo de una nueva "saga" de videojuegos de la franquicia Final Fantasy que, bajo la numeración del XIII, conformarían un conjunto de historias diferentes pero ubicadas dentro del mismo universo. Fabulas Nova Crystallis: Final Fantasy (nombre de dicho arco argumental), lo componen los títulos desarrolaldos en la pasada generación de consolas, englobando desde Final Fantasy XIII hasta el Final Fantasy Type-0. Entre dichos títulos, hubo uno, Final Fantasy Versus. XIII, que se desvinculó completamente del proyecto para, diez años más tarde, formar parte de la saga principal como el nuevo Final Fantasy numerado que aquí nos trae hoy.

Han sido diez años de largo desarrollo, no con pocos problemas de por medio, donde Square ha arriesgado el todo por el todo planteando un concepto de juego completamente alejado al tradicional rol por turnos a los que nos tiene acostumbrados en la franquicia. Con esto Final Fantasy XV otorga el toque de frescura que la saga estaba pidiendo a gritos además de que sin duda, conseguirá acercar a la franquicia a un mayor número de jugadores que nunca antes habían podido disfrutar de la magia de la franquicia.

 

HISTORIA

 

Anteriormente, eran muchos los paises y ciudades del mundo que custodiaban numerosos cristales que les otorgaban poder, riquezas y respeto ante el resto de reinos. Con el paso del tiempo y la codicia de los monarcas, las numerosas guerras fueron acabando con la existencia de los cristales, consiguiendo que en la actualidad sólo perdure un único reino que posea el último cristal de poder: El Reino de Lucis.

Las hostilidades de los diferentes reinos con el de Lucis por conseguir el último cristal son continuas pero, finalmente y tras años de derramamientos de sangre a causa de la codicia de los hombres por el poder, los dos reinos rivales en esa contienda, el de Lucis y el de Niflheim, acuerdan un tratado de paz.

El Rey Regis, padre del último heredero de una atigua estirpe de Reyes (Noctis), ordena a su hijo la víspera del tratado a partir del reino en la búsqueda de la que es su prometida, Lunafreya, con tal de asegurar la continuidad del reinado de la familia en los próximos años venideros.

Acompañado por sus tres guardaespaldas, Prompto, Gladiolus e Ignis, Noctis parte en el Regalia sin esperar lo que sucedería aquella misma noche. Tras desvanecer el escudo que protege a Lucis para permitir el acceso a la familia real de Niflheim y su escolta para firmar la paz, un acto de traición, encabezado por Idola Aldercapt (Emperador de Niflheim) derroca y asesina al Rey Regis, conquistando la ciudad y apoderandose del último cristal. Incrédulo de las noticias que aseguran la muerte de su padre y la suya propia, Noctis deberá encontrar a Lunafreya para juntos, recuperar el trono que les pertenece por derecho.

 

GRAFICOS

 

Además de por su peculiar jugabilidad, completamente distante al conservador rol por turnos, si hay algo que destaca en Final Fantasy XV es sin duda el sensacional apartado técnico del que hace alarde Squarenix con su motor gráfico Luminous Studio.

Lo primero que hay que destacar de manera sobresaliente es el exquisito diseño de personajes y los modelos 3D de los mismos, los cuales se mueven con una fluidez pasmosa como pocos juegos han conseguido recrear en la actual generación de consolas. La fluidez y realismo en los movimientos podemos apreciarla claramente en los vertiginosos y frenéticos combates a tiempo real que más adelante detallaremos. Además, contaremos con diseños de enemigos de proporciones épicas que, del mismo modo, se moverán con una fluidez hiperrealista.

Al contrario que cualquier otro título de la franquicia, estamos ante un Final Fantasy de mundo abierto, por lo que dispondremos de un escenario gigantesco a nuestra disposición (carente de tiempos de carga). Todo el diseño del mundo es sencillamente maravilloso. El gigantesco mapeado cuenta con un nivel técnico y de detalle memorables a excepción de algunas texturas muy puntuales. Como punto fuerte en este apartado con respecto al escenario, la distancia de dibujado de los escenarios está muy bien implementada y optimizada en el título, haciendo casi inapreciable los efectos de popping o stuttering muy comun en juegos del mismo estilo.

Otro punto fuerte de Final Fantasy XV (que a demás de a nivel técnico, infuyen en la jugabilidad) es el trancurrir del tiempo día-noche y los diferentes efectos atmosféricos y meteorológicos presentes en el título. Los efectos de luz y sombras son hiperrealistas, cambiando la luminosidad del escenario y el entorno en función a la hora del día haciendo alarde de un maravilloso juego de luz y sombras. Durante el transcurso del tiempo, la meteorología cambia, pudiendo comenzar a llover repentinamente alterando el escenario y nuestras ropas con un efecto de agua de gran detalle.

Para la realización de este análisis hemos utilizado la versión de Playstation 4, pudiendo exprimir el potencial y el rendimiento del título en la actual revisión de la consola: Playstation 4 Pro. Una vez comparados los rendimientos tanto en la versión original de la consola como en esta revisión, debemos confirmar que Square ha realizado un trabajo de rendimiento espectacular frente a la inmensidad y el portento técnico del título. En Playstation 4 el juego corre a 30FPS con alguna caida de frames puntual, mienstras que en Playstation 4 Pro, el juego se mantiene constante a 30FPS en todo momento. Además, la nueva sobremesa de Sony es compatible con el título, pudiendo elegir entre dos opciones gráficas como ya sucedía con Rise of the Tomb Rider.

De dichas opciones, podremos escoger entre mejorar la resolución del título (consiguiendo un reescalado a 4K para optener una mayor limpieza y nitidez en la imagen) o mejorar la fluidez del mismo (la cual mejora a nivel técnico el nivel de detalle de las sombras). Pese a las mejoras para PS4 Pro ya incluidas, Square ha prometido lanzar un parche en las próximas semanas que expriman el rendimiento y la potencia de Pro al máximo para alcanzar los 60 FPS en la versión hipervitaminada de la consola.

 

JUGABILIDAD

 

Este es posiblemente el punto a analizar que en su momento, más polémica causó entre la prensa especializada y los fans más puristas de la franquicia ya que, en este Final Fantasy XV, desaparece la exploración lineal de escenarios y los combates por turnos para proporcionarnos un nuevo concepto dentro de la saga, con un título de mundo abierto y de combates frenéticos en tiempo real.

Para empezar, y ya que hemos mencionado al gigantesco mapeado del juego, hay que recalcar que dispondremos de diferentes medios de transporte para ir de un punto a otro del mapa. Para ello, podremos elegir la opción de ir a pie, desplazarnos con el Regalia (nuestro automovil que podremos mejorar y personalizar a medida que avanza la historia) o montarnos a lomos de un Chocobo una vez hemos conseguido restaurar el servicio de alquiler de los mismos. Cada una de las formas de desplazarnos por el mapa siene sus pros y sus contras ya que, camiando a pie tardaremos demasiado en ir a un punto lejano asignado del mapa puesto que las distancias son abrumadoramente largas.

Si empleamos nuestro vehículo, tendremos la opción de conducirlo manualmente o dejar que Ignis sea nuestro piloto. Pese a ello, la conducción podría decirse que se realiza sobre railes ya que, a diferencia de otros títulos y pese elegir la conducción manual, no seremos capaz de salirnos del trazado de la carretera, relevando la función de conducción meramente a acelerar y frenar. La ventaja de elegir el Regalia como medio de transporte reside en que, además de recorrer mayores distancias en menor tiempo, podremos disfrutar del maravilloso mapeado y apartado técnico del título, del mismo modo, que podremos disfrutar de los constantes diálogos de los cuatro amigos que en su mayoría, narran acontecimientos de la trama que, al no estar doblado el título al castellano, sería fácil de obviar al no poder leer los subtítulos y estar atentos a la carretera. Por último respecto al Regalia, cabe mencionar que como todo coche, consume su buena parte de gasolina cuando recorre una considerable distancia por lo que, a no ser que queramos quedarnos tirados en mitad de la nada, conviene repostar en las muchas vias de serviio y establecimientos que encontraremos en el mapeado.

Para finalizar la introducción de la jugabilidad con los diferentes medios de transporte, terminamos hablando de los Chocobos. Estas criaturas adorables que llevan acompañando a la franquicia desde sus inicios podremos usarlas como medio de transporte siempre y cuando dispongamos de una buena cantidad de guiles en nuestro poder ya que tendremos que alquilarlos una vez desbloqueemos esta opción.

Una vez recalcado esto hay que mencionar que dentro de este basto mundo encontraremos numerosas localizaciones que nos servirán para abastecernos de items y armas que nos serán útiles en los duros combates. Todos ellos estarán disponibles en las diferentes tiendas de dichas zonas de descanso, donde además, , podremos personalizar nuestro coche, reabastecernos de combustible o relajarnos en un hotel después de una larga caminata.

Además, será aquí donde encontraremos el mayor número de misiones secundarias, ya que habitualmente, encontraremos a numerosos NPC que necesitan nuestra ayuda para cualquiera de sus menesteres. Es importante señalar que, aunque muy numerosas, en su mayor parte (por no decir en su totalidad) las misiones secundarias carecen de una profundidad extrema y, ni mucho menos, tendrán que ver con la historia. Sí en cambio, será muy importantes a la hora de poder conseguir guiles y accesorios que podremos equipar a nuestro grupo de heroes tanto para no ir justos de dinero como para poder adquirir atributos mejorados a nuestras estadísticas de combate. Además, habrá siempre una zona de restaurantes que nos indicarán los puntos más interesantes ubicados en la periferia de la zona indicandolos y señalizandolos en nuestro mapa.

En dichos restaurantes, también podremos degustar suculentos platos y menús que nos otorgarán unos stats mejorados temporales que nos ayudarán de manera considerable a la hora de afrontar alguna misión importante. Por último, será aquí también donde el camarero de turno nos ponga al corriente de las diferentes criaturas que habitan la zona, asignandonos misiones de cazador donde deberemos enfrentarnos a dichos monstruos en función del nivel de dificultad de cada una de las misiones de cacería.

Como hemos dicho antes, en dichas zonas podremos descansar a cambio de unos cuantos guiles, cosa la cual será vital en dicha entrega ya que, después de un día de duros combates y peligrosas misiones, será cuando descansammos en los hostales de las zonas de servicio o en los diferentes puntos de acampada dispersos en el mapa, que se sumará la experiencia conseguida a lo largo del día a cada uno de nuestros personajes. Además, también serán aqui donde aumenten nuestros puntos de afición de cada uno de ellos.

Por si fuera poco realista el apartado técnico del juego, Square ha diseñado a los personajes incluyendoles unos gustos o aficiones personales a cada uno. Ignis es un apasionado de la cocina que, durante nuestro viaje y a medida que vamos consiguiendo diferentes items, irá ingeniando nuevas recetas con las que alimentar al grupo. Prompto es un aficionado a la fotografía, por lo que no perderá la ocasión de retratar con su cámara al grupo de aventureros en los momentos más insospechados. A Noctis, el protagonista que manejamos exclusivamente en toda la aventura, le encanta disfrutar de sus ratos libres pescando diferentes especies de peces (las cuales podrá emplear Ignis en elaborar sus platos. Por último, Gladiolus es un aventurero nato, amante de las expediciones y las caminatas...por lo que cuando nos movemos a pie en el escenario, se siente como un crio con zapatos nuevos.

Este sistema de aficiones y su subida de nivel, nos ayudarán a conseguir puntos que podremos canjear en el inmenso y variado árbol de habilidades de nuestros personajes. A medida que vayamos desbloqueando dichas habilidades, obtendremos mejoras para el combate en nuestros status o seremos capaces de utilizar movimientos de combate especiales durante los mismos.

Será también en las zonas de campamento donde, además de canjear toda la experiencia recibida y poder organizarnos cómo vamos a afrontar las siguientes misiones, encontraremos esencia mágica de fuego, hielo y electro. Dichas fuentes de poder mágico podemos absorberlas para crear los diferenrtes tipos de hechizos que podremos equiparnos para el combate. Combinando diferentes items y esencias, conseguiremos una magia más poderosa (piro, Piro ++, etc...). Esta forma de "crafteo" de mágias es una novedad en la franquicia que, pese a ser realmente original, sí es cierto que le resta importancia al uso de las mismas durante los combates.


Después de la chapa, entramos en lo que todos creo estamos ansiosos por saber...¿cómo funciona el sistema de combate a tiempo real en Final Fantasy XV? Para empezar, Noctis dispondrá de hasta cuatro ranuras de equipamiento para organizar nuestro armamento de combate (donde incluimos las diferentes magias que hemos creado como hemos explicado anteriormente. De entre dicho armamento, contaremos inicialmente con una espada, un mandoble muy pesado que enlentecerá nuestras estocadas a la par que hacemos una mayor cantidad de daño; y una lanza (todas ellas podremos escogerlas de manera ágil y eficaz gracias a la cruceta del mando de control).

Como todos los fans de la saga (y en general de los RPG) bien es sabido que los enemigos poseen diferentes debilidades a un tipo de arma o elemento mágico. Es por ello que Final Fantasy XV cuenta con la opción de poder configurar los combates a un modo más táctico donde, al fijar al enemigo durante unos segundos, podremos analizarlos con Libra para conocer la información acerca de cuales son sus puntos débiles y cuales són sus debilidades ante según qué arma o elemento. Será ahí donde, además de tener que memorizar las diferentes debilidades de cada criatura de cara al futuro para agilizar lso combates, agradeceremos el poder equiparnos rápidamente con el arma que mejor nos convenga en dicho enfrentamiento.

El control durante el combate es muy sencillo e intuitivo, ya que a diferencia de juegos similares, Final Fantasy XV se aleja del típico machacabotones, haciendo los combates muy sencillos a la par que espectaculares y épicos con tan sólo apretar el botón de ataque y mantenerlo pulsado el tiermpo que deseemos (a la vez que dirigimos el stick hacia una dirección un otra para dirigir a nuestro príncipe hacia su objetivo). Del mismo modo, dispondremos de un botón de esquiva, con el que podremos evadir los ataques enemigos (los cuales cumplen un patrón que deberemos memorizar con la práctica si no queremos acabar más parados) haciendo uso de los poderes de la sangre real que corre por sus venas. En los movimientos evasivos podremos adoptar una actiduf más ofensiva si, justo en el momento en el que nos atacan, pulsamos el botón de bloqueo (indicado previamente en la pantalla). Una vez bloqueado el enemigo, podremos prompinarle sin piedad toda una sarta de ataques.

Por último (hablando de las habilidades de combate de Noctis) tendremos a nuestra disposición la que sin duda es la habilidad más útil tanto para atacar como para evadir ataques: el Lux Impetus. Gracias al Lux Impetus, Noctis podrá arrojar su espada a un enemigo lejano para, después de teletransportarse hacia él (siempre y cuando lo tengamos fijado), asestar un espadazo mucho más poderoso capaz de incapacitar al enemigo. Del mismo modo, Lux Impetus podremos ejecutarlo en cualquier dirección para salir de un atolladero siempre y cuando nos veamos excesivamente rodeados de peligros. Por desgracia, Lux Impetus no puede utilizarse siempre que queramos, ya que dispondremos de una barra adicional debajo de nuestra barra de salud que irá consumuentose cada vez que ejecutemos el poder especial de noctis. Por el contrario, esta misma barra irá recargándose con el paso del tiempo a una velocidad más o menos considerable. Por último, Lux Impetus nos servirá también para alejarnos momentaneamente del combate para así recuperar fuerzas. En algunas secciones del escenario (y durante las batallas) podremos arrojar nuestra espada a una columna o un risco de piedras para encaramarnos cual Spiderman y tener así una visión más lejana de la zona de combate. Además de alejarnos del peligro, también nos servirá para, desde las alturas, ejecutar otro Lux Impetus devastador.

De momento hemos hablado de las diferentes opciones de nuestro protagonista pero...¿y el resto de guardaespaldas que nos acompañan constantemente en el viaje?. Del mismo modo que Noctis, todos y cada uno de nuestros tres acompañantes será capaz de dominar un arma determinada, la cual, empleará automáticamente durante los combates. Además de esto, podremos seleccionar una habilidad especial que, podremos ejecutar siempre y cuando le demos la orden (en tiempo real) a nuestro compañero. Al contrario que Noctis, podremos equipar con una de las muchas habilidades que iremos desbloqueando dentro del árbol de progreso que mencionamos unos párrafos más atrás. Sea la habilidad que sea, podremos enlazar dicho ataque especial de nuestro compañero con un ataque poderoso de Noctis si, al finalizar la secuencia del ataque, somos capaces de apretar el botón de ataque cuando aparece en pantalla. Además de esta combinación de ataques, en función de dónde se situe la IA amiga durante los enfrentamientos podremos enlazar automaticamente combos que reducirán los puntos de vida y la defensa del enemigo considerablemente.

Como es lógico, durante las difíciles batallas que iremos encontrando en nuestro viaje, podremos emplear items que restauren nuestros puntos de vida (pociones, ultrapociones, elixires, etc) o las vitales Colas de Fénix. Aquí también agradeceremos que nuestra aventura no sea en solitario pues, cuando disponemos de muy poca vida, entramos en un estado de agonía donde no podremos luchar. Si por cualquier razón, no tenemos ningun item que nos ayude a recuperar algo de vida, un compañero irá rápidamente hacia nosotros para salvarnos la vida antes de caer derrotado (algo que nosotros también podermos hacer si vemos a algun compañero en peligro).

Para acabar con este apartado, no podemos dejar de hablar de otro de los iconos o elementos de combate clásicos de la saga (los cuales también se encuentran presentes en este Final Fantasy XV pero aplicados de una manera diferente): Las invocaciones (o Sideréreos en FFXV).

Como siempre, las invocaciones necesitan ser derrotadas previamente para ser (valga la redundancia) invocadas durante el combate pero, a diferencia de los Final Fantasy clásicos, donde podriamos invocarlas a placer, aquí sólo aparecerán en combate según si se cumplen unas condiciones determinadas (donde casi siempre alguno de nuestros compañeros ha caido en combate previamente o estamos a punto de fracasar en la misión). La dificultad de realizar las invocaciones (las cuales, aparecen de manera aleatoria para salvarnos la vida en el último momento) se ve compensada con creces con la efectividad de las mismas ya que, a diferencia de otras entregas, que aparezca la invocación implica tener asegurada la victoria casi con total seguridad. Además de destructivas, las animaciones de las mismas son increiblemente épicas y espectaculares...toda una virguería técnica.

 

SONIDO

 

Es dificil expresar con palabras un apartado como este en una entrega de Final Fantasy. Si bien es cierto que en las cabezas de todos resuenan las melodías épicas de anteriores entregas compuestas por Nobuo Uematsu, Final Fantasy XV, con la reconocida y consagrada compositora Yoko Shimomura (autora de la banda sonora original de clásicos como Street Fighter II o la aclamada saga Kingdom Hearts) prestando su genialidad en las partituras de las melodías que nos acompañan durante todo el título, consigue embriagarnos con piezas mágicas y épicas que son toda una delicia para los amantes de la buena música. No recordamos una composición sonora en la saga que esté a la altura desde décadas.


A esta espectacular banda sonora, hay que sumarle un apartado general sonoro muy destacable, con sonidos contundentes que nos sumergen de lleno en las frenéticas y titánicas batallas. Además, para sumirnos más en la última joya de Squarenix, contamos con la opción de seleccionar las voces de los diálogos entre el inglés, el francés el alemán y el japonés, estando al menos, el inglés y la versión original a un nivel de interpretación sencillamente perfecto y por ende, creible. Apartado de sobresaliente alto.

 

CONCLUSION

 

Final Fantasy XV supone un giro de tuerca radical dentro de una franquicia que, pese a estar formada por auténticos juegos de culto en su gran mayoría, estaba claramente estancada con un sistema de juego que necesitaba aportar algo nuevo que atrayera y contentara al jugador tradicional. Aunque arriesgado, Square ha sabido, pese al combate en tiempo real, mantener la esencia clásica en combates directos y frenéticos sencillos en su manejo pero que esconden componentes tácticos que respetan los principios básicos de los juegos clásicos de la saga.

En esta nueva entrega numerada contamos con una trama elaborada que atrapa al jugador desde el minuto uno. A nivel técnico, y más sabiendo que estamos ante el primer Final Fantasy de mundo abierto, es todo un portento visual que exprime por completo las posibilidades de las consolas de sobremesa actuales. Para este análisis, hemos podido ver las diferencias en este apartado tanto en una Playstation 4 normal como en la revisión hipervitaminada de la sobremesa de Sony, en la cual, el título rinde a 30FPS constantes en su configuración de alto rendimiento.

Los combates a tiempo real del título le dan el toque de frescura y acción que la saga necesitaba como agua de mayo, aunque sí es cierto que puede espantar a los fans más puristas de la franquicia. Si tú eres uno de esos fans, te invito a que te sumerjas de lleno en la jugabilidad del título y descubras por tí mismo que ni mucho menos el estilo de batalla simplifica los combates o descarta por completo las estratégias tácticas. Sí es cierto que el uso de magias e invocaciones podrían haberse depurado para que cobren mayor importancia en las batallas, pero es innegable que, además de hacer al juego más atractivo para los nuevos jugadores que buscan una acción más directa, Final Fantasy XV cuenta con todos los ingredientes que hicieron grande a la franquicia desde sus inicios.

Con Final Fantasy XV, Square Enix cumple a rajatabla y de manera sobresaliente con el dicho de "renovarse o morir". Dados los tiempos que corren actualmente y al estilo de jugador actual, la saga necesitaba forzosamente un cambio como este, el cual, todo sea dicho...le sienta a las mil maravillas le pese a quien le pese.

 

NOTA: 9